201701.24
0
0

Validez del pago único del desempleo para adquirir una empresa a plazos cuya amortización finaliza 7 años después.

El desempleado ha acreditado, mediante contrato privado y justificantes bancarios, la compra de la actividad empresarial que va a desarrollar, y por tanto, el autoempleo justifica el pago único pese a que el pago se aplaza con un préstamo sin intereses de 80 mensualidades.

 El abono de la prestación por desempleo en su modalidad de pago único, como medida de fomento del empleo, exige la afectación de la cantidad percibida a la realización de la actividad para la que se ha concedido, y en el caso, no fue indebida la percepción de la prestación solo porque el pago del precio pactado para la adquisición de una empresa fuera diferido en plazos.

Sostenía el SPEE para fundamentar su resolución en la que se reputaba indebida la percepción de la prestación, la no afectación de la cantidad percibida a la inversión para comenzar la actividad, porque constando en el contrato privado de adquisición de empresa el pago aplazado del precio, el comprador habría recibido del vendedor un préstamo sin intereses, esto es, mantenía que el comprador recibió no solo la empresa, sino también el capital necesario para su adquisición que luego reintegraría al vendedor en cómodos plazos. Por eso entiende el Servicio Público que el desempleado no precisaba el pago único para financiar tal adquisición aplazada.

Para el TSJ esta tesis de la entidad gestora es inasumible. Está claro que el perceptor justificó la inversión realizada y la afectación de la cantidad percibida a la realización de la actividad para la que se había concedido. Y por tanto, no declarado el contrato privado fraudulento, el mismo es suficientemente demostrativo de que al actor se le transmite el conjunto de una actividad empresarial de comercio de materiales de construcción, artículos de ferretería y combustibles por un precio a pagar en 80 cuotas mensuales, sin que del hecho de pactarse el pago del precio a plazos pueda inferirse la existencia de un préstamo concedido por el vendedor.

Se destinó la cantidad capitalizada a la finalidad para la que fue concedida, porque aunque no se aplicara en su totalidad y en acto único al pago del precio, si fue toda ella utilizada para el pago de las mensualidades pactadas, dando así forma a la finalidad de autoempleo que la modalidad de pago único de la prestación persigue.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no se publicará. Los campos requeridos están marcados *